CINE HINDÚ

Por Elina Suárez

 Su cultura visual es un producto híbrido que adapta, incorpora y responde a una variedad de influencias. Los filmes indios todavía mantienen su particular estructura a través del continuo empleo de las secuencias de canto y baile con  su proyección de los valores culturales y religiosos tradicionales. El cine hindú es el único capaz de unir las miles de diferencias culturales del país, altamente nacionalista pero que toma elementos del cine hollywoodense, este cine es de y para el consumo del país, pero es hoy un mercado millonario.

La variedad lingüística del país en cuestión en la India se hablan alrededor de 800 lenguas, 2000 dialectos de las cuales tan solo 23 son reconocidas como mayoritarias (tan solo el hindi y el inglés son los utilizados por el gobierno), esto es algo que influye definitivamente en la estructura industrial.

Cuando nos referimos a Bollywood, estamos hablando del cine producido en India es potencia mundial en producción cinematográfica: 900 largometrajes al año, en promedio.

Entre 1960 y 1996 se da el gran estallido del cine Hindú, con la llegada de directores de esa nacionalidad pero formados en Estados Unidos, Inglaterra y Cuba. Que marcaron el nivel de las producciones, y el arribo en 1980 de su actor emblema, Shah Rukh Khan.

En el cine popular indio en las películas indias suelen haber escenas en las que llueve, esto ha sido empleado durante mucho tiempo como una simbología del acto sexual, en el caso de que sean parejas las que están en escena, o de iniciación sexual si solo hay una persona en escena, normalmente una chica.

El cine ha tomado del  teatro parsi: el uso de la música y la danza, el humor, la estructura narrativa y una intención de impactar en la sensibilidad del público indio.

En general en el cine indio es el actor masculino siempre el principal, el que lleva la acción en el relato. Otro dato más es que la mayoría de las películas, muestran otra cara de un país moderno, mujeres modernas, familias con gran poder adquisitivo, historias familiares donde los matrimonios no son arreglados, cosa que no sucede en la india más profunda.

PELÍCULAS RECOMENDADAS:

En Netflix hay 150 películas hindúes comedias románticas, dramáticas y de acción además de una serie de producción nacional llamada GUL

PERIOD. END OF SENTENCE (Netflix) El documental se filmó en las granjas y en los campos —y en las aulas— de Kathikhera donde, como en el resto de India, la menstruación es un un tema tabú. Las mujeres en su periodo son consideradas impuras y tienen prohibido ingresar a lugares religiosos. También son excluidas a menudo de los eventos sociales. Ganador Oscar 2019.

Tráiler https://www.youtube.com/watch?v=KocJP8dG1OA

THE OTHER SIDE OF BOLLYWOOD

Documental completo https://vimeo.com/219971802 aborda la temática del cine independiente o paralelo de la india como contraposición al cine comercial de Bollywood. Entender el cine de la India es complejo, sigue  con los códigos y parámetros estéticos establecidos en occidente entre una realidad del país que es bastante diferente.



También puede gustarle...